Importaciones en Catar

Tramitación de las importaciones

Para poder exportar a Catar, es necesario contar con un agente comercial local registrado en la Cámara de Comercio y el Ministerio de Economía y Comercio de Catar y que es a quien se expiden las licencias automáticas de importación cuando se realiza una operación comercial.

Las autoridades cataríes admiten las importaciones temporales previa autorización del Director General de Aduanas y esta autorización tiene validez por un periodo de 6 meses desde su expedición, prorrogables a otros 6 meses más. No se aplican gravámenes de ningún tipo a las exportaciones.

Las exenciones aduaneras no están muy generalizadas. No obstante, éstas se conceden a Joint Ventures donde hay una participación significativa de un inversor extranjero, o si se ha realizado una inversión en zonas o proyectos para los que se han previsto exenciones tributarias de todo orden (incluidos los gravámenes aduaneros).

Las exenciones de derechos arancelarios se aplican en los siguientes casos:

  • Efectos personales, mobiliario y ajuar.
  • Equipos, materiales y otros suministros pertenecientes a entidades gubernamentales o empresas estatales.
  • Alimentos básicos.
  • Bienes importados por embajadas, delegaciones y consulados.

Aranceles y Regímenes económicos aduaneros

Catar es país miembro de la OMC (Organización Mundial del Comercio) y del Consejo de Cooperación del Golfo (los otros miembros son con los que en 2003 constituyó una Unión Aduanera), compartiendo un arancel exterior común. Este arancel es de un tipo medio del 5% y se aplica a casi todas las mercancías, excepto a alimentos básicos, que están exentos de gravamen, y el alcohol y el tabaco que tiene un arancel del 100% del valor de la mercancía. El reglamento aduanero aplicado por el emirato es el común a todos los países del Consejo de Cooperación del Golfo, con los mismos criterios de valoración, exenciones arancelarias y regímenes de tránsito e importación temporal.

Están prohibidas las exportaciones de todo tipo de bienes a Israel, así como la de bienes que estén subvencionados y objetos del patrimonio artístico y cultural.

La norma de valoración aplicada para el cálculo del arancel es el valor CIF de los bienes. En el caso de que no sea posible, se aplicaría el valor FOB más un margen del 15%.

Por lo que respecta a las importaciones temporales, las autoridades aduaneras de Catar permiten la importación temporal de determinados bienes, incluidos los bienes de equipo. La importación temporal está sujeta a la aprobación previa del Director de Aduanas. Esta autorización es, por lo generalmente, válida por un periodo de seis meses, ampliables a otros seis meses. Se puede conceder un periodo mayor de importación temporal en casos extraordinarios, que quedan al buen criterio de las propias autoridades aduaneras.
Hay que proceder a constituir un depósito aduanero por importe equivalente a los derechos que se devengarían en el caso de una importación normal. Para esto, una aval bancario o un cheque son suficientes y reconocidos por las autoridades competentes.

En conclusión, Catar mantiene un régimen comercial muy liberal con bajos tipos arancelarios, una gestión aduanera relativamente eficaz y rápida y pocos requisitos técnicos, ya que acepta la mayoría de las certificaciones emitidas en origen, especialmente las emitidas por organismo de certificación de los países de la UE y los EEUU.

Normas y requisitos técnicos

Como miembro del Consejo de Cooperación del Golfo, Catar está transponiendo las directivas sobre armonización de normas de aceptación, conformidad y homologación de productos, que se aprueba en el marco de esa organización.

Catar es miembro de la International Organization for Standarization (ISO) y del Centro Árabe de Estandarización y Metereología.

Por lo general, Catar permite el acceso a su mercado a todos los productos que necesitando un certificado de conformidad cuenten con uno emitido por un laboratorio de prestigio del país de origen o de terceros. Como excepción, señalar que actualmente está prohibida la importación de vacuno vivo y carne de vacuno procedente de España.

Requisitos sanitarios y fitosanitarios

Se exigen certificados sanitarios para la importación de todo tipo de animales vivos. Del mismo modo toda importación de plantas sólo se puede realizar presentando a las autoridades catarís un certificado fitosanitario expedido por las autoridades competentes del país de origen de las plantas.

Para la importación de carnes el exportador debe aportar tanto un certificado veterinario emitido por las autoridades del país de origen como un certificado “halal”.

Etiquetado de productos: Los productos alimenticios deben tener la etiqueta en árabe y tener, como mínimo, la siguiente información: Nombre del fabricante, marca (nombre comercial), fechas de producción y caducidad, peso neto, lista de ingredientes (con indicación clara de los aceites y grasas empleadas).

Regulación de cobros y pagos al exterior

No existen controles de cambios ni de movimientos de capital. Según la ley de Inversiones Extranjeras 13/2000 en su artículo 9 señala que los inversores extranjeros tienen libertad de realizar transferencias al exterior en cualquier moneda convertible al tipo de cambio existente: los beneficios empresariales y los rendimientos de liquidación o
ventas de sociedades.

Contratación Pública

El Gobierno es en este país el usuario final de una amplia gama de productos y servicios. Las licitaciones (tender) del Gobierno se dividen en dos secciones: El Comité Central de Contratación (CTC) del Ministerio de Comercio y Economía que maneja adquisiciones de grandes contratos y los más pequeños se llevaban por comités de contratación de cada Ministerio. Las empresas interesadas en vender sus productos o servicios vía concursos públicos deben hacerlo a través de agentes locales o estableciéndose en el país. Además, para ser invitado a los concursos, será necesario estar registrado con los organismos públicos pertinentes.

Inversiones >

Comments are closed.